Te cuento que esto será muy largo, así que ponte cómodo o cómoda y déjate llevar…

Deseo que conozcan un poquito más de mi, considero que eso es bueno, no quiero parecer un robot que a veces escribe cosas sin sentido y con faltas ortográficas (lo siento mucho), en ese caso sería un robot defectuoso. No se me hace fácil escribirlo porque conozco a algunas de las personas que me leen y no sé si vayan a estar felices con lo que leeran, pero bueno, ¿qué se puede hacer?, no puedo hacer felices a todos.

Soy Bisexual, ya lo dije…no te parece gran cosa, ¿verdad?, pensabas que pudo haber sido reaccionalgo más interesante, que lo que he dicho no es nada del otro mundo ahora que estamos muy modernos, ¿no?; pues tienes razón, no es nada del otro mundo, sin embargo hay personas que se encargan de hacer que esto que he escrito sea considerado como tabú o como algo que debe permanecer en el anonimato y que personas como yo debemos estar escondidas en algún closet, hasta donde sé la ropa es la que estar ahí.

Pero te diré que desde pequeña siempre me sentí diferente, sé que me atraían las niñas, digo niñas porque yo también lo era en inicial, pero también me atraían los niños y como en ese entonces no estaba nada enterada de las palabras como “lesbiana”, “bisexual”, “homosexual” ni que era malo sentirse así, pues me daba igual y no tenía porqué pensar en ello, además no me portaba de una manera “rara” ni nada que yo recuerde… A medida que iba creciendo, el gusto que sentía por las chicas se mantenía al igual que el gusto por los chicos; recuerdo que en tercero había una niña muy bonita en mi salón (o al menos me parecía), vaya cómo me gustaba esa chibolita, aunque a veces parecía muy hueca y hasta pena me daba haberme fijado en ella, pero se lo pasaba por bonita, la cosa es que me gustaba y a casi todos los niños de mi grado también. Pero a medida que iba creciendo comenzaba tomar conciencia de lo que iba sintiendo y no había nadie a quien contarle, había descubierto que ese gusto no era tan solo malo, sino que  causaría problemas en mi familia, sería la burla de todos, sería señalada como si fuera una pervertida y/o enferma sexual y me iría al infierno y sufriría mucho; muy dramático todo eh!.

dos
F:Internet

Me daba pánico siquiera pensar en ello y muchas veces me sentía mal por el hecho de fantasear con una chica y mis fantasías tampoco eran del otro mundo, solo una tomada de mano y un pico (uff que hot!)  y muchas veces he luchado contra eso, me ponía muy triste por saber que no sería considerada “normal”, porque en serio intentaba encajar con el prototipo de mujer heterosexual que la sociedad propone, pero no podía; es más, a veces pensaba que si algo malo me pasaba era el castigo que Dios me daba por haber pensado en alguna chica y pues me lo merecía, sentía que no tenía derecho de reclamar nada porque tenia pensamientos sucios y me iría al infierno y yo no quería ir infierno, estaba muy chica para eso.

Mi papá no es un excepción a dicho problema, siendo un hombre que no fue educado de manera correcta, creyendo que solo los golpes eran la manera de educar a un niño, trasladó dichos “conocimientos” a su propia familia, además de golpes también insultos y ya con el tiempo logré darme cuenta que a su machismo se le agregaba la homofobia, así que no era nada difícil sentirme aislada o querer estar aislada de todos.

No bastaba con estar mal y triste en la casa, el colegio era algo peor, más aun cuando las bromas en el colegio comenzaban a tomar significados que lograban lastimar y los insultos que antes se daban en primaria no eran los mismos para la secundaria, a medida que vas creciendo, los insultos también van creciendo.

Dicen que los niños son crueles, pero yo no creo que lo sean, los crueles son sus padres; los niños solo se encargan de repetir las desagradables frases que dicen los adultos.

En el colegio me decían “machona”, “lesbiana”, “transformer” y no necesariamente porque me hayan visto en alguna situación con alguna chica, sino porque en primaria le pegaba a los niños, fue el consejo que me dio mi papá: “si te molestan, pégales”, no fue un gran consejo, y bueno, esos niños no hacían nada porque mi madre trabajaba allí y pues…de alguna manera eso no me favorecía, de hecho lo empeoraba; recuerdo que por esos golpes me decían “niño” o “Sansón” y es que al parecer yo era algo “fuerte” y gordita, jajajaja (lloro por dentro). En secundaria al principio estaba todo “bien”, todo “normal”, era yo, mi timidez, mi autoestima a la altura de las raíces de una planta en pleno desarrollo y mi poca (nula) habilidad para hacer amigos, así que todo estaba perfecto.

burlar
F: Internet

Hasta que en cierto año entró un chico que ya conocía de primaria y les contó a todos cómo me decían a mi, estaba en serio horrorizada y con vergüenza, de verdad que me esforzaba para ser una persona que no quería problemas, pero simplemente los problemas me seguían, así que pasamos de “Sansón” a “Machona” y pues con esto, “lesbiana” y cosas así, y como al principio me molestaba porque sentía que era una “ofensa” y una “mentira” y para calmar las aguas algunos chicos decían “pero si no lo eres, no te molestes”, pero la verdad es que sí molestaba, es decir, tenia mis conflictos internos sabiendo que no podía decirle a nadie que soy bisexual o en todo caso que también me gustan las chicas y de pronto un grupo de idiotas comienzan a molestarme con esas palabras!, ya no sabía qué hacer, mi timidez con las mujeres era más, solo me sentía bien cuando estaba con mis “amigas”, aunque ni eso ayudaba mucho ya que no éramos tan amigas como para contarles lo que me pasaba.

Era más fácil estar en silencio, y querer estar sola, de hecho el querer estar sola no necesariamente te lleva a la locura, a mi me ayudaba a reflexionar, sabía que de alguna manera ellos estaban mal, mi familia estaba mal, la sociedad estaba mal y yo estaba mal porque no era capaz de hacerle frente a nadie, pero tampoco era mi obligación, simplemente se debía enseñar que no hay nada malo con ser gay, ser lesbiana, transexual o bisexual, todos somos personas y todos queremos amar y ser amados.

encajarEn serio, en serio me esforzaba por parecer “normal” y muy heterosexual, pero a veces comenzaba a creerme las cosas que me decían, es decir, sentía que lo lesbiana o semi lesbiana se me salía por los poros y todos los demás lo veían menos mis padres; así que negarlo no servía porque igual jodían y afirmarlo tampoco era la solución porque sentía que me iban a dar la espalda, que sería el punto de burlas por toda la vida (escolar), que llamarían al director, los profesores me mirarían raro y mis padres estarían muy molestos y decepcionados, no sabía qué hacer… solo sé que siempre tenía una actitud de ser una persona fría y desinteresada por los demás que a veces se reía de los insultos, pensando que así podrían parar, pero no!..creo que los chicos que agarran de punto a los demás se dan cuenta cuando su victima finge una risa para ver si así paran y cuando dan una risa de verdad, yo era la que fingía y por lo tanto la joda seguía.

Felizmente el colegio terminó y dejé atrás a todas esas personas, incluidas a las que llamaba amigas.

cara de bolsa
F: Internet

Pensé que sería más fácil en la academia y en la universidad, al menos ahí la gente es más madura y ya no hay esos ridículos insultos, sobretodo porque te da la oportunidad de reinventarte, pero no, no es mi caso. Si bien no habían insultos, la percepción que tenía de mi era realmente de lo peor, no me creía capaz de nada, mi autoestima era baja, no me sentía atractiva, estaba fofa y me seguía dando un poco de temor hablar con las personas, sobretodo con las chicas, creía que ellas podrían detectar mi nivel de lesbianismo, así que yo prefería hablar con los hombres, era más fácil y menos drama, sin embargo ahora que lo pienso bien, tengo más amigas que amigos… no sé cómo pasó eso!. El punto es que con respecto a mi orientación siempre ha sido un tema delicado, pero aun así me armé de valor y se lo conté a la primera amiga que hice en la academia, ella lo tomó muy bien y con calma, no me sentí rechazada, ni señalada, sentí que podía respirar con tranquilidad, luego por iniciativa mía se lo contaba a algunas personas que me daban la sensación de ser confiables, al menos en su momento.

Pero todas las personas a las cuales les llegué a contar sobre mi orientación, lo tomaron de buena manera y como si no fuera la gran cosa, porque NO-LO-ES!, no obstante el que  hayan tenido una actitud como si lo que dije fuera normal y estaba bien, me ayudaba a tener más confianza en mi misma y a ser capaz de afrontar a otras personas que están muy en contra de los homosexuales, bisexuales y transexuale; mis amigos son todos heterosexuales, todos y ninguno se volvió homosexual tan solo por hablar conmigo o juntarse conmigo. Es más en la universidad las personas creían que yo tenía una relación con mi mejor amigo solo porque parábamos juntos, sin embargo él tenia su enamorada y yo la mía -jajajajajajaja- lo gracioso es que mi “enamorada” se ponía celosa de mi otra amiga, al punto de decir que mi amiga y yo parecíamos algo más que solo amigas, todo para que me saque la vuelta dos meses después y termine debiéndome plata, que gracioso.

Ya terminé la universidad, algunas personas saben de mi orientación, otras lo sospechan y a otras ni les interesa, y creo que eso está bien, en mi país se crea todo un drama cuando se trata de la comunidad LGTBi y aun no entiendo el porqué, no somos personas malas, no actuamos con perversión, somos personas normales, con trabajos normales y hasta aburridos como cualquier otra persona, tenemos gustos, deseos, sueños, sentimientos, somos igual que un heterosexual, lo único que cambia es la persona a quien elegimos para amar, ya que suele ser de nuestro mismo género, la mayoría de veces.

Dime, ¿a ti te importa con quién se acuesta tu vecino o tu vecina?, !claro que no!, entonces ¿por qué le das importancia cuando te enteras que tu vecino o tu vecina es homosexual?, ¿qué cambia ahí?, es más ¿por qué los homofóbicos siempre tienen que hablar o escribir sobre la manera en cómo los gays o las lesbianas tienen sexo?, nadie habla de cómo un heterosexual tiene sexo ni de las poses que hacen, ¿sabes por qué?, porque a nadie le importa, cada quien decide cómo tiene sexo, cada quien decide a quien ama, entonces..¿por qué hay problemas con los homosexuales?, dicen que se ve feo, feo es tu corazón por querer prohibir que dos personas se amen sin hacer daño a nadie.

¿Por qué no legalizar el matrimonio entre las personas del mismo sexo?, yo también quiero tener los mismos derechos como si fuera una persona heterosexual, ¿acaso creen..realmente creen que si se aprueba el matrimonio homosexual, los heterosexuales se verán obligados a casarse con personas de su mismo sexo?, claro que no..eso solo aplica para los homosexuales o para las personas que desean casarse con la persona de su mismo sexo, no es una ley que te obligue ni decide por ti con quien debes casarte.

En mi país muchas personas satanizan (desde el punto de vista religioso) las relaciones homosexuales, ¿acaso Dios no dijo: “amaos los unos a los otros”?, ¿y qué creen que hago yo?, bueno…fuera de bromas, si a mi me gustan las mujeres, ¿por qué al vecino le tiene que importar?, digo, la relación es (en caso tuviera) entre esa chica y yo y además, no serán invitados al matrimonio y no comerán torta, me la comeré yo!.

morganMuy aparte de satanizar, algunos “conspiranoicos” dicen/creen/alucinan que los homosexuales quieren “homosexualizar” al mundo, que en la agenda lobbista gay/iluminati está el querer desaparecer a los humanos y acabar con la vida de este planeta y yo que creí que de eso se estaban encargando las guerras, los asesinatos por encargo, las drogas, los accidentes de carros, de avión, los derrames de petróleo, la contaminación ambiental…pero no, para un grupo de personas está el hecho de que nosotros, sí me incluyo, tenemos la mente perversa y enferma y deseamos desaparecer a los humanos. Pero lo peor es cuando mezclan a los homosexuales con los violadores y zoofílicos y tratan de querer engañar a las demás personas metiéndonos a todos en un mismo saco, a este punto no sé si su odio es tan grande que desean que todos vivan en la infelicidad y la ignorancia o simplemente no les da la gana de entender y no quieren que los demás entiendan.

Créanme, los comentarios discriminadores, homofobicos e incluso los racistas no son nada bueno, si una persona joven está pasando por algo así, si siente que es gay o lesbiana y escucha esos comentarios desatinados e hirientes, si las personas jóvenes escuchan y aprenden que las palabras “gay” y “lesbiana”, “homosexual”, transexual” o “bisexual” son insultos, crecerán toda su vida creyendo que lo son y lo usaran mal y es más, si llegan a sentirse identificados con dichas palabras, creerán que ellos están mal, que están enfermos o que son unos pervertidos que son peor que cualquier abominación que existe en el mundo y no es así. Recuerdo que hace tiempo vi en las noticias que un niño (12 años) se había suicidado porque su padre descubrió que era homosexual y no

familia
F: Internet

tuvo una reacción favorable hacia el pequeño, y así como él, ¿cuántos niños más se suicidan por el rechazo de su familia?, la cual es la base de toda sociedad, la familia que se supone debe ser fortaleza para todos los niños, pero si desde la casa ya se sienten traicionados, heridos, si les bajan la autoestima, si tiene palabras desafortunadas hacia ellos, ¿cómo esperan que esos chicos sean fuertes ante una sociedad injusta y que vive insultando a una persona solo por ser homosexual?, ¿cómo ayudan a sus hijos?…¿quieren más bullying en los colegios?, ¿quieren más suicidios?.

Tu hijo o hija es homosexual…¿y?, ¿qué tiene de malo?, el mundo no se va a terminar!, ¿qué crimen está cometiendo?, más bien deberías sentirte orgulloso de que tu hijo te tiene la confianza para decirte lo que siente y si no te lo ha dicho y tú te enteras por otro lado, pues deberías preguntarte qué estas haciendo mal como padre o madre para que tu hijo no te tenga la suficiente confianza como para contarte algo importante, algo que pasa por su mente, teniendo en cuenta la sociedad en la que vive..el problema no es tu hijo homosexual, el problema eres tú cuando lo rechazas y le das la espalda.

Por cierto, también estoy a favor de la adopción por parte de parejas homosexuales, no veo cómo eso puede influir en los niños de manera negativa, algunos dicen que dos mamás o dos papás harán que el niño crezca desviado y tengan “gustos de desviados”, DISCÚLPAME!! mi familia es heterosexual y encima católicos y yo nací muy bisexual! (¿se puede ser muy bisexual?, bueno no importa)..el punto es que muchos homosexuales y bisexuales salen de familias heterosexuales, si se atreven a decir que los niños copian todo..pues sí, los niños copian todo, pero también están los padres para enseñarles lo que está bien y está mal, pero también hay niños que saben reconocer lo que sienten; y por cierto, mis padres no me enseñaron a besar a niños o niñas, veía que ellos lo hacían pero era cosa de adultos, sin embargo sí veía como un niño era capaz de patear a las niñas y todos estábamos en inicial!, creo que esto último dice mucho de la educación de aquel niño, ¿no crees?.

flores
F: Instagram

Por favor, no promuevan el odio ni la ignorancia entre las personas, los LGTBi no somos distintos de una persona heterosexual, hacemos casi las mismas cosas, quizás tenemos los mismos pasatiempos, vemos las mismas películas y sabemos amar y cuidar; personas malas y pervertidas existen aquí y en la “conchinchina”, sea hombre o mujer; blanco, negro o mestizo; sea católico, evangelista, budista o la religión que practique o simplemente sea ateo; alto o bajo, gordo o flaco, sea de una nacionalidad u otra, tenga plata o sea pobre, sea heterosexual u homosexual, la maldad no depende ni siquiera del tipo de estudios que tuviste, simplemente hay personas malas y se trata de luchar contra ellas y por eso también tenemos leyes, para protegernos de ese mal que está ahí afuera, porque muchas veces puede comenzar con un comentario burlón pero puede terminar con la vida de una persona.

Si llegaste hasta el final, muchas gracias por leerme, espero poder ayudar a alguien que esté pasando por un momento difícil y decirle que no está sola/o, también quiero que las personas que están muy en contra, sean capaces de tomar conciencia y que se den cuenta de lo que sus palabras y sus acciones son capaces de hacer en dichas personas, que si tiene algún familiar LGTBi no sean duros con ellos, nadie tiene la culpa de nada, simplemente así nacieron, ámenlos y cuídenlos, sean protectores de ellos.

PD: Por cierto, mi familia ya lo sabe y están bien, no ha pasado nada, las cosas cambiaron un poco, pero todos estamos aprendiendo aun.

blog-jun10
F: Internet

Deja un comentario